Espumoso Brut Nature

335 resultados

Como todos los vinos espumosos, el brut nature es sometido a una segunda fermentación, la cual provoca una liberación de dióxido de carbono que se disuelve en el líquido dentro del envase, generando al hacerlo las características burbujas de este tipo de vinos. Dentro de los espumosos, el brut nature es uno de los vinos de más calidad, y ya no solo por su bajo contenido en azúcar, sino también porque suele elaborarse con una selección de las mejores uvas, destacando las variedades Chardonnay, Macabeo o Parellada, entre otras.


335 resultados

Filtros aplicados

1052
815
171
48
51
209
201
173
136
58
13
7
4
4
4
4
3
3
3
2
2
2
2
2
2
2
1
1
1
1
1
1
1
264
21
10
10
3
3
2
2
2
2
2
1
1
1
1
1
1
1
1
1
1

Precios de espumoso brut nature

Hay 140 tiendas online que venden espumoso brut nature. Teniendo en el catálogo de vinos.wine 310 marcas diferentes que se incrementan hasta 1275 si incluimos sus respectivas añadas. Todos estos espumosos brut nature pertenecen a veintidós regiones y denominaciones diferentes, siendo Cava la región con más espumosos brut nature. La xarel·lo es la variedad de uva más empleada en la elaboración del espumoso brut nature, utilizándose hasta otros treinta y seis tipos de uva diferentes. El precio mínimo de los espumosos brut nature en vinos.wine parte de los 4.37 euros, llegando hasta los 319.76 euros por litro.

¿Qué es el espumoso brut nature?

El brut nature es un vino espumoso cuyo principal signo distintivo reside en que no se le añade licor de expedición ni ningún tipo de azúcar después del proceso de degüelle. Debido a ello, el contenido total de azúcar en este tipo de vino espumoso nunca es superior a los tres gramos por litro, lo que lo convierte en el más seco de todos los espumosos.

ÂżCĂłmo se hace el espumoso brut nature?

Para hacer el espumoso brut nature hay que elegir en primer lugar un buen “vino base” que tenga el alto grado de acidez requerido para la elaboración de los vinos espumosos en general. A este vino base se le añade al embotellarlo la mezcla conocida como “licor de tiraje”, compuesto sobre todo por levaduras, azúcar y ácido cítrico, lo que genera esa segunda fermentación que libera el CO2 en forma de burbujas.

El brut nature se elabora generalmente mediante el denominado “método tradicional”, que consiste en provocar la segunda fermentación dentro de las propias botellas, las cuales se dejan en reposo durante como mínimo nueve meses a una temperatura constante de aproximadamente 15º centígrados. Tras este periodo se lleva a cabo el proceso de removido, que consiste en inclinar las botellas para que todos los sedimentos se acumulen al borde del tapón, introduciéndose luego el cuello de las botellas en agua a -25ºC para que de este modo se hiele y pueda cortarse con facilidad, que es a lo que se denomine “degüelle”. A diferencia de los demás vinos espumosos, al brut nature no se le añade “licor de expedición” ni azúcar tras dicho degüelle.

CaracterĂ­sticas

A la vista, el espumoso brut nature destaca por su color amarillo pálido con verdosos reflejos, así como por presentar unas burbujas muy finas de elevada persistencia en boca. Se trata de un vino suave y sedoso que desprende aromas frutales de diversa procedencia, destacando los de manzana verde y pera. El brut nature es, de hecho, el espumoso que mejor refleja en boca los característicos aromas de esta tipología de vinos.

El espumoso brut nature es un vino de gran calidad que, como tal, requiere una especial conservaciĂłn para que mantenga incĂłlumes sus propiedades. Se recomienda en este sentido guardar las botellas tumbadas, para que de este modo no se seque el corcho, o de pie en caso de disponer de una bodega u otra ubicaciĂłn especial que aporte un ambiente hĂşmedo. Se debe, en todo caso, conservar las botellas a una temperatura entre 10 y 15 grados centĂ­grados, y protegidas de los excesos de luz y vibraciones.

¿Con qué marida el espumoso brut nature?

El espumoso brut nature es un vino muy versátil que, como tal, puede acompañar con solvencia a una gran variedad de platos, pudiendo degustarse a lo largo de toda la comida, desde los primeros entrantes hasta los postres. Es un vino ideal para tomarlo con cualquier clase de aperitivo, ya sean unos canapés, unos frutos secos o un buen plato de jamón.

El brut nature combina también a la perfección con los quesos, sobre todo con los de sabor más fuerte, así como con las carnes y aves de laboriosa preparación. En el caso de postres, el espumoso brut nature armoniza también estupendamente, ya que, al tratarse de un vino muy seco, ofrece un excelente contraste al paladar.